Cine: Lutero

Con tan solo un poco de ingenio pero una gran fe, un hombre planta cara a los mayores poderes de la tierra. Las acciones que Martín Lutero (Joseph Fiennes) lleva a cabo, dan paso a unas libertades, tanto personales como religiosas, sin precedentes en la historia. "Lutero" es un drama de acción que transcurre en una de las épocas más revolucionarias de la historia (el momento en que la Edad Media da paso al Renacimiento) y muestra como el poder de las creencias de un solo hombre puede cambiar el mundo. La primera vez que nos encontramos con Lutero vemos a un hombre lleno de ilusiones. El hecho de que un rayo caiga muy cerca de él durante una tormenta hace que abandone sus estudios de Derecho para hacerse monje en un monasterio de Agustinos. Impulsado por su fe y por una detenida lectura de la Biblia, empezará a cuestionarse las prácticas religiosas establecidas. La tensión se acelera cuando Lutero cuelga sus 95 tesis en la puerta de la iglesia local de Wittenberg, desafiando con ello a los certificados de indulgencia que muchos de los grandes de la iglesia están vendiendo con el fin de recaudar fondos para la construcción de la Basílica de San Pedro del Vaticano. Después de aparecer ante el Emperador Carlos V en la Dieta de Worms, Lutero es acusado de hereje, es excomulgado y castigado tanto por el Emperador como por el Papa León X (Uwe Ochsenknecht). Viviendo como un proscrito traduce el Nuevo Testamento del latín al alemán para que todo el mundo tenga acceso a la palabra de Dios. Mientras tanto, la postura desafiante de Lutero ha impulsado el malestar de la gente. Su lucha espiritual se ha vuelto sangrienta y los campesinos, liderados por el profesor Carlstadt (Jochen Horst), uno de los compañeros de universidad de Lutero, empiezan a quemar iglesias, a romper vidrieras y a destruir reliquias. Aterrorizado por la repercusión que sus palabras han tenido entre sus seguidores, Lutero debe encontrar rápidamente una manera de acabar con este brutal caos.